En la escuela… ¿qué le pasa a mi bebé?…

El primer año de un niño o niña escolarizado y en contacto con un grupo de iguales es un horror a lo que se refiere a enfermedades. Cada curso escolar es una de las frase que comento a las familias de alumnos. 

Este curso es mi primero como madre y educadora… y ahora también sufro las malditos virus de mi pequeña.

Carla empezó en septiembre su primer curso escolar, con tan solo 8 meses de vida iba a vivir el duelo de la primera separación de mamá y acostumbrarse a un nuevo ritmo y rutina diaria. Yo, me conciencié para poder asumir todo aquello que cada septiembre veo en las familias de mis alumnos: lloros, gritos, falta de hambre, mamitis… etc. 

images

Estaba preparada para todo ello… menos para las múltiples enfermedades de mi pequeña.

Sinceramente, Carla nos sorprendió por la fácil adaptación al centro, a la separación de mamá y acostumbrarse sus maestras. (Jugamos con un poco de trampa porque son compañeras-amigas de mamá). Pero no tardó ni tan solo una semana en coger una gastroenteritis, y así empezó a enlazar una enfermedad tras otra. 

Si coleccionáramos las -itis como cuando eramos pequeñas con los cromos, estaría diciendo continuamente “tengui”. 

 

Gastroenteritis, conjutivitis, colitis, dermatitis, otitis… todas están haciendo que este primer curso escolar de nuestra princesa sea todo un sufrimiento.  

Llegar a su aula y que me digan: esta blandita, ha comido poco, ha dormido más… cualquier frase que me dice su maestra a veces es como un puñal para mi. Ya que significa que de nuevo mi pequeña esta enfermando. Su maestra que sabe cuál es mi padecer la noto que sufre a veces tanto como yo. 

Este segundo trimestre habíamos hecho un récord en asistencia, tres semanas seguidas sin enfermar. Pensábamos que al tener el año nuestra princesa se había hecho más fuerte. Pero noooo… incluso peor ya que nos enfrentamos a dos enfermedades juntas. 

A todo esto nos sentimos afortunados porque relativamente han sido todas leves, no me puedo imaginar aquellas familias que tienen que ingresar a sus pequeños y ver a sus bebés sufriendo.

Ya hemos finalizado el segundo trimestre y aunque Carla solo ha ido 50 días a la escuela de más o menos 140 seguimos con la esperanza que este tercer trimestre con el buen tiempo hagamos nuevo récord.

Y vosotros… ¿enfermaron vuestros bebés mucho el primer año de escuela? ¿El segundo año fue mejor?

Un comentario en “En la escuela… ¿qué le pasa a mi bebé?…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s